Activación de la Estrella del Núcleo

extrella_nucleoActivación de la Estrella del Núcleo. Las estrellas son vórtices de energía, al igual que los chakras, que actualmente no son tan conocidos, pero que tienen también una función importante en nuestro sistema energético.

Aquí os dejamos un ejercicio de meditación para activar este punto energético, llamado Estrella del Núcleo, el cual se sitúa entre el plexo solar y el chakra sacro, es decir, se encuentra sobre el ombligo.

La Estrella del Núcleo representa el Portal Central, un gran torbellino de luz que muestra al hombre en equilibrio. Justo en el centro, esta estrella da significado a los demás centros energéticos sutiles, activando y equilibrando lo que somos.

Esto significa que al activar esta estrella logramos la Paz, encontramos sentido a nuestra vida, descansamos y somos conscientes de este sentido, de esta realidad atemporal.

La vida se torna clara, precisa, bella. Ya no hay inconvenientes, no hay accidentes, todo está en equilibrio y en completo reposo. ¿Qué pensamos entonces? Nada. Silencio. Sólo el Amor llena nuestro ser que rebosa de calma.

Esta estrella representa el hombre consciente cuando el alma ha salido a la Luz. Es, pues, el principio del despertar. Esta estrella se activa y brilla más fuerte y uniformemente cuando el hombre comienza el camino del iniciado. La estrella se abre, y vagamente comienza a iluminar sus primeros pasos.

Una vez el hombre sea aceptado y bendecido por el cielo en este camino de Luz, la Estrella comienza a relucir hasta llegar a todo su esplendor, que es cuando el hombre asume su divinidad y logra el equilibrio interior.

Activación:

Comenzamos realizando unas respiraciones suaves, muy tranquilas, con los ojos cerrados, de tal forma que en cada respiración vayamos relajándonos más y más.
Cuando sintamos el momento adecuado, visualizamos una flor blanca de loto abriéndose desde el centro de nuestro cuerpo, situada a la altura del ombligo.
Según respiramos sentimos como suavemente se activa y se abre la flor más y más a su propia luz.
Sentimos Paz, una Paz inmensa que nos llena de alegría.
Todo está tranquilo y en orden.

Permitimos quedarnos en esta meditación el tiempo que consideremos oportuno, sintiendo como esta energía en reapertura nos equilibra y nos alimenta, sintiendo serenidad.

Podemos realizar este trabajo siempre que lo deseemos, hasta que nos habituemos y el buscar el punto de no preocupación, el punto de máxima paz interior, se convierta en parte de nuestra vida, como un elemento indispensable.

Fuente: Chakras Elevados, las puertas celestes del alma de Altaïr García Mayalay.

Por favor, comparte y da me gusta: